Velas Artesanales Archive

Manualidades con velas en conchas


Material:
Conchas de vieiras; restos de velas de colores o laminillas de cera para disolver (Hobbidee); mecha; cacito viejo para disolver la cera de las velas y un cazo de tamaño mayor para ponerlo al baño maría.

Así se hace:
Disolver los restos de cera en agua caliente y verter la cera líquida en las conchas de vieiras. Cortar la mecha al largo adecuado. Una vez que en la capa superior de cera se haya formado una superficie algo más sólida, puede introducirse la mecha sin temor a que pierda su posición vertical. Elaborar una a una todas las velas siguiendo el mismo procedimiento y dejarlas secar bien.

Etiquetas:

Velas con panales


Este método tradicional de fabricación de velas utiliza cera pura de abeja, de delicioso aroma, preparada en forma de panal. Como estos panales son generalmente moldeables a la temperatura de la habitación, es muy fácil hacer el rollo en pocos minutos, sin necesidad de calentar. En tiempo frío puede ser preciso ablandar ligeramente los panales, acercándolos a un radiador.
• Elegir la mecha adecuada al diámetro de la vela que se desea hacer y cortarla del largo que se precise. Enrollar las velas despacio y por igual, asegurándose de que la base queda plana. Presionar con cuidado los bordes para evitar que se despeguen.
• Cortar la mecha a 6 mm de la cera e introducir el cabo en cera líquida.
Otra variación de estas velas consiste en cortar en ángulo el lado superior del rectángulo del panal. Empezar a enrrollar por el lado más largo, colocando la mecha como se ha explicado.
Los restos de cera de abeja pueden utilizarse para decorar otras velas.

Etiquetas:

Velas escurridas


Se necesita:
* 1 kg de parafina.
* 100 gr de estearina.
* Tinte para velas.
* Mecha.
* Cazo.
* 2 jarras altas.
* Termómetro.
* Palito o lapicero.

• Fundir 100 gr de estearina y espolvorear o rallar el tinte. Mantener a fuego lento, sin dejar de remover hasta que el tinte esté completamente disuelto.
• En otro cazo fundir 1 kg de parafina. No calentar jamás la cera con el fuego al máximo y tener cuidado de no llenar demasiado el cazo y de que no salpique la cera caliente, porque produce las mismas quemaduras que el aceite hirviendo. En caso de que, por descuido, la cera alcanzara la temperatura en que se prende, apagar la llama y tapar el cazo con su tapadera; ¡no intentar retirar el cazo del fuego mientras esté prendida la cera!
• Añadir la cera a la mezcla de estearina y tinte y calentar hasta 80 C.
• Llenar de cera una de las jarras. Atar uno de los extremos de la mecha elegida a un palito o lapicero y sumergir la mecha en la cera. Sacarla tirando de ella en línea recta hacia arriba y mantenerla en el aire durante 30 segundos, hasta que la cera se endurezca.
• Repetir esta operación, sumergiendo la vela cuantas veces haga falta para que alcance el grosor adecuado a la mecha. Dejarla colgada hasta que se endurezca por completo.
• La cera de la jarra puede enfriarse antes de que alcance el grosor deseado; el síntoma de que esto ocurre es que aparecen burbujas en la superficie de la cera o en la última capa de la vela. En este caso, volver a calentar la cera hasta 80″C, antes de seguir trabajando.
Si el tamaño de la boca de la jarra lo permite, es posible sumergir más de una vela al mismo tiempo. Sumergir la vela terminada dentro de la jarra de agua fría.

Etiquetas:

Materiales necesarios para hacer velas artesanales


Parafina.
Se adquiere en bloques sólidos o en polvo: su color varía del blanco puro al crema. Aunque el grado de fusión varía mucho, para la mayoría de las velas es aconsejable utilizar parafina completamente refinada que funda a una temperatura de 57° a 60ºC. La parafina en polvo es más sencilla de utilizar. Para corregir fallos, es aconsejable fundir un trozo de vela vieja y compararla con la que se está haciendo. Las velas de un solo color se funden sin ninguna complicación, pero si son de colores será preciso separar los componentes y fundirlos por separado, para que no resulte un color sucio.

Cera de abeja.
Se puede conseguir en bloque o en panal Lacera naturales cara, por lo que constituye un lujo utilizarla pura. El mejor sistema es mezclarla con un poco de parafina. Da mayor brillo y duración a la vela terminada.
Los panales se pueden utilizar solos, para hacer velas enrolladas. De cada uno salen unas dos velas grandes. Los recortes de panal pueden ser fundidos y añadidos a la parafina.
Para preparar los panales es preciso retirar primero la miel, a continuación, fundir el resto en agua hirviendo. Cuando el agua se enfría queda un sedimento debajo de la cera que debe ser raspado.

Estearina.
Es un tipo de cera blanca en escamas que facilita la completa disolución de los tintes. Vuelve la vela opaca (tanto la blanca como la tintada) y provoca un ligero encogimiento de la mezcla que facilita el desmoldado. Utilizarla en la proporción del 10%, con un 90% de parafina.

Tintes para cera.
Es preferible emplear tintes especiales para velas, en lugar de otro tipo de colorantes. Se venden en polvo y en discos sólidos, y es preciso añadirlos con cuidado a la cera, ya que. si se utilizan en exceso, la vela no tendrá brillo. Para hacerse una idea de la intensidad del tinte, coger una cucharada de cera coloreada con él y verterla en agua fría: cuando esté bien fría se verá perfectamente la intensidad del color. Empezar echando poco tinte e ir agregando hasta conseguir el tono deseado. En la mayoría de los colores, un pellizco pequeño de tinte en polvo tiñe 0,5 I de cera liquida. Los discos sólidos colorean cada uno unos 2 kg de cera en tonos muy intensos. Si se desea un color más claro, cortar el disco, y utilizar más tinte si se quiere más oscuro. Los tintes se pueden mezclar para lograr mayor variedad de posibilidades. El tinte en polvo es más barato, pero los discos dan mejor colorido.

Mechas.
Las mechas para velas están hechas de hilo de lino trenzado y blanqueado, y por lo general se venden por metros. Existen en diferentes grosores, entre los que se ha de elegir el adecuado al diámetro de cada vela Una mecha para 2,5 cm arde bien en una vela de esas dimensiones. En una vela más ancha, la misma mecha hace un agujero de 2,5 cm en la cera; por esta razón, y si no se quiere que la mecha se apague en un charco de cera, hay que procurar que sea adecuada al diámetro de la vela. Del mismo modo, una mecha para 5 cm se consume en un abrir y cerrar de ojos en una vela de 2,5 cm.

Etiquetas:

Historia de las velas artesanales


Las primeras velas se hicieron probablemente con ramas de pino saturadas, natural o artificialmente, con resina o grasa. Las pinturas prehistóricas encontradas en cuevas y las tumbas de los antiguos egipcios ilustran el uso de las velas. Plinio. en el siglo I d. de JC, escribió que en su tiempo se utilizaban en Grecia y Roma velas hechas con hilo de lino cubierto de betún o cera. En la Edad Media, los pobres quemaban sebo y los ricos, cera de abeja. La Iglesia católica utiliza, desde hace mucho tiempo, velas de cera natural: incluso en la actualidad el porcentaje de cera de abeja de sus velas no debe ser inferior a un 25%.

Además de dar luz, las velas cumplían otra misión: la de servir como relojes. La hora del día se sabía gracias a velas que ardían hasta un punto señalado en una hora. Hasta este mismo siglo, el tiempo de puja en las subastas se fijaba clavando un alfiler a un lado de la vela: el objeto era adjudicado en cuanto caía el alfiler.

La cera de abeja y el sebo eran los únicos materiales sólidos utilizados en la fabricación de velas, hasta que al final del siglo XVIIl se empezó a emplear esperma de ballena, que producía velas muy bonitas, luminosas … y muy caras. Sin embargo, a partir del descubrimiento del petróleo a gran escala en 1859. la parafina se ha convertido en la materia prima más utilizada. Todos los materiales y utensilios que se precisan están descritos a continuación. Es preciso tener todo a mano antes de ponerse a trabajar. Varias de las cosas que se necesitan se encuentran disponibles en todas las casas: el resto se adquiere en droguerías.

Etiquetas:

Elaboracion de velas noche de flores encendidas


Elaboracion de velas: aplicar desmoldante al molde. Disolver la parafina a bafio de María, incorporar la esencia, retirar y dejar que pierda temperatura. Cuando se haya formado un velo en la superficie, comenzar a mezclar con un tenedor. Verter la parafina batida con cuchara dentro del molde hasta medio cm antes del borde. Colocar la varilla previamente aceitada en el centro; luego la guía. Dejar enfriar. Desmoldar la vela. Ubicar el pabilo. Calentar la placa sobre la hornalla y pasar la vela para ajustar el pabilo. Pasar el alfiler de perlas por el centro de cada una de las flores. Pinchar la flor sobre la vela. Formar el bouquet de flores sobre la vela, alternando los colores. Cortar una tira de tul, de 24 cm de largo x7 cm de ancho, con motas transparentes y pasar una bastilla con hilo y aguja por la mitad de la tira de tul. Tirar del hilo para fruncir. Llevar ambos extremos hacia arriba y anudar. Por más información visite Manualidades.

Etiquetas: ,

Decorar velas con mariposas


Decorar velas: pasar desmoldante a las piezas del fanal. Disolver parafina a bario de María y teñirla con el color celeste, agregarle la esencia, retirar y volcar en la boca del fanal. Dejar solidificar en la superficie. Tapar con otra mitad del fanal y encintar la unión con cinta de enmascarar para evitar filtraciones. Volcar parafina diluida a baño de María y tenida con blanco a una temperatura de 65º C. Dejar enfriar. Desmoldar la parte redonda del fanal. Volcar el agua y desmoldar al fanal. Realizar otro fanal en rosa y blanco. Calentar la placa de metal sobre la hornada y alisar la base del fanal. Volcar parafina diluida blanca en la base del fanal. Colocar la velita blanca fina y dejar que se adhiera. Recortar las alas de las mariposas en rosa y celeste sobre las planchas de parafina lisas y los contornos sobre la plancha lisa negra.

Etiquetas: ,

Adornos con velas para la primera comunión


Adornos con velas: apoyar la regla sobre la plancha lipo panal blanca y corlar la plancha por la mitad con la trincheta. Ablandar la tira con el secador de cabello. Colocar el pabilo en un extremo dejando que sobresalga de los dos lados y comenzar a enrollar, presionando para ajustar al pabilo. Seguir enrollando. Presionar el rollo de cada lado para ir formando un rombo. Seguir enrollando y presionando cada vez para acentuar la forma cuadrada. Presionar los vértices. Calentar la otra tira con el secador y enrollarla a la vela logrando, de esta manera, más cuerpo. Presionar los vértices y la unión para que se adhieran bien, ayudándose con el calor del secador.

Calentar la pieza amarilla con el secador de pelo y pegarla rodeando la parte inferior de la vela blanca, presionando para que adhiera bien. Cortar dos tiras de cinta blanca. Una de 15 cm de largo y otra, para la traba, de 5 cm de largo. Unir los extremos de la tira larga. Pegar con pegamento universal en el medio de la tira para formar el moño. Adherir el moño con un alfiler ubicándolo por detrás de la cinta. Cortar la base del souvenir en cartulina con la forma de la vela. Aplicar pegamento en un
do y pegar encima la cinta frunciéndola y formando tablitas. Dejar secar. Aplicar la vela arriba.

Etiquetas: ,

Velas fanales belleza rustica


Velas fanales: colocar una tira de cinta de enmascarar en la boca del molde de 6 cm de diámetro -a modo de guía- y pinchar con la varilla de metal lubricada con desmoldante. Disolver parafina a baño de María y aromatizarla con la esencia elegida. Retirarla del fuego y volcarla en el molde dejando 0,5 cm libre en su borde superior. Dejar enfriar. Desmoldar la vela madre. Cortar una faja de papel artesanal que tenga 6 cm de alto por un largo igual al perímetro del molde de 7 cm de diámetro. Colocar un trozo de papel de aluminio en la base del molde de 7 cm de diámetro y sujetarlo con cinta de enmascarar para sellar la base.

Disolver parafina a baño de María; aromatizarla con la esencia elegida y teñirla con colorante marrón rojizo. Retirarla del fuego y volcarla en el molde formando un zócalo de aproximadamente 1 cm de alto. Dejar solidificar sólo en la superficie. Introducir la vela madre y presionar la varilla para que atraviese el zócalo de parafina de color marrón rojizo. Acomodar la faja de papel artesanal rededor de la vela madre. Diluir parafina a baño de María y verterla en el espacio libre del molde hasta que la faja quede cubierta. Dejar solidificar. Agregar parafina de color marrón rojizo hasta que sólo quede O,5 cm libre en el borde superior del molde. Dejar enfriar. Desmoldar la vela. Retirarle la varilla y colocarle el pabilo.

Etiquetas: ,

Fanal de terminación única


Pasar desmoldante al molde de acrílico en el interior y al de metal en el exterior. Disolver parafina a baño de María, teñirla con el colorante marrón y agregarle la esencia, luego retirar y volcar dentro del molde de acrílico formando un zócalo de 2 cm. Dejar solidificar en la superficie. Introducir el molde de metal dentro del anterior. Aplicar ramas secas rodeando las paredes del molde. Disolver parafina a baño de María a 75ª C,
agregándole la esencia. Retirar y volcar dentro del molde hasta cubrir las ramas; dejar solidificar. Desmoldar el molde interno. Desmoldar el fanal. Calentar la placa sobre la hornada y alisar la boca del fanal.

Etiquetas: ,

Página Siguiente »