Site Archives frutas infantiles para colorear

Bandeja con frutas


Materiales.
❖ acrílicos: blanco, verde óxido de cromo, sombra tostada, amarillo ocre, naranja, amarillo limón, violeta, borravino, azul cerúleo,
azul ultramar
❖ pincel liner N° 5/0
❖ pincel redondo N° 1
❖ pincel avellanado N° 6
❖ pinceleta sintética
❖ pincel mop
❖ extender
❖ diseño

Bandeja con frutas: aplicar sobre las peras una mano del color base y con la pintura aún húmeda, marcar los sombreados que darán volumen, agregando al color de base una pizca de verde óxido y sombra tostada. Esfumar las pinceladas sin llegar a la zona central. Con los mismos colores del sombreado anterior, realizar pequeñas pinceladas con el pincel redondo acentuando la sombra. Del lado contrario realizar la misma técnica para la iluminación, marcando pinceladas en amarillo ocre y blanco. La zona de mayor iluminación se logra acrecentando la concentración de pinceladas de blanco. Cubrir los membrillos con el color de base. Con la pintura aún húmeda, realizar las sombras con pequeñas pinceladas en amarillo ocre y sombra tostada, graduando la intensidad de sombra del borde hacia adentro pero sin llegar a la zona central. Pintar la base de las naranjas con el mismo tono utilizado para los membrillos. Sobre la pintura de base aún húmeda, bordear con naranja y esfumar en redondo con el pincel avellanado, sin extenderse al centro de la fruta. Dar volumen, aplicando en la zona de luz amarillo limón y esfumarlo levemente hasta fundirlo con el fondo. Dejar secar.

Con una mezcla de blanco y pizca de amarillo limón aplicar, con el pincel redondo, pinceladas cortas en el centro de la zona de luz. Dejar secar. Realizar las pinceladas de sombra sobre un costado de la fruta, con sombra tostada y amarillo ocre. En la zona de luz, aplicar amarillo limón y blanco, en mayor concentración. Todas las hojas se pintan del mismo modo. Aplicar una mano de verde óxido de cromo de modo parejo. Sobre la pintura aún húmeda contornear los bordes con verde claro agregando al verde óxido un poco de blanco. Esfumar hacia el centro. Una vez seco realizar en el mismo color, con liner, las nervaduras diluyendo la pintura a punto tinta. Aplicar el color formado sobre las uvas. Sobre la pintura de base aún húmeda, realizar las sombras con una mezcla de violeta y blanco esfumando con un mop en forma circular. Dar las primeras luces, agregando a la pintura de base un toque de blanco y esfumar suavemente. Con el pincel redondo, realizar una pincelada en blanco en el centro de la zona de luz. Aplicar 2 ó 3 manos de barniz acrílico o laca poliuretánica al agua, esperando su secado entre cada una.

Etiquetas: ,